FRACTURAS

Consiste en la pérdida de continuidad de un hueso, a consecuencia de traumatismos, fuerzas o tracciones que superen su elasticidad. Las fracturas pueden ser de muchos tipos dependiendo de su gravedad (fisuras, fracturas completas con o sin desplazamiento), de la exposición (abiertas o cerradas) o de su localización (vertebrales, costales, femorales...). Estos factores influirán en el tiempo de curación y en las posibles secuelas. Los síntomas de una fractura son los siguientes: dolor intenso, hinchazón con hematoma o hemorragia, entumecimiento y pérdida de la movilidad y funcionalidad si la fractura se encuentra cerca de una articulación.

En FISALDE contamos con potentes herramientas capaz de aumentar la velocidad de consolidación del hueso tales como el Láser de Alta Potencia, FIsioWarm (Diatermia Resistiva) y sobretodo el sistema de Vacío Intermitente Vacusport, que al hacer que llegue más sangre al tejido afecto acelera en gran medida su cicatrización. al mismo tiempo, ya sea en una fractura donde el apoyo esté autorizado o no, realizamos ejercicios de mantenimiento de la musculatura ayudados de la electro estimulación y de la terapia con vibración. Posteriormente, cuando la fractura esté completamente consolidada, se llevará a cabo una completa rehabilitación funcional de la articulación afectada, ya que el tratamiento de una fractura no acaba cuando se quita el yeso o el dispositivo de fijación, sino cuando el cuerpo ha alcanzado su estado óptimo anterior al accidente donde se produció la fractura.